Cabello Alopecia Alopecia o Calvicie: Guía Definitiva

Alopecia o Calvicie: Guía Definitiva

Introducción

La alopecia o calvicie es un problema de salud y estético que presenta cada día una mayor incidencia, esto secundario a diferentes factores, como son: estrés, contaminación entre otros.

Primero que nada, es importante destacar, que todas las personas perdemos entre 100 y 200 cabellos por día. Esto es algo completamente normal y no debe preocuparnos. Sin embargo, si la caída es mayor a eso o comenzamos a ver qué se forman huecos en nuestro cuero cabelludo; entonces podríamos estar hablando de un problema de alopecia.

Fases de Crecimiento del Cabello
Fases de Crecimiento del Cabello

Es importante mencionar que la caída del cabello no siempre está relacionada a problemas de alopecia.

¿Qué es la alopecia?

La alopecia es un problema que surge ante el debilitamiento y progresiva caída del cabello.

Sabemos que es una condición que no solo te afecta físicamente, sino emocionalmente también, pues en el momento en que el cabello deja de recibir lo esencial para volver a crecer o regenerarse, hay una pérdida de nutrientes que ocasiona debilidad en el folículo, por lo tanto se desprende y cae de la cabeza con facilidad.

¿Existen remedios caseros para la alopecia?

Acudir con un médico siempre será la mejor opción para atender de raíz el problema de alopecia que te aqueja, ya que conocerá los detalles exactos que ayudarán a darte un tratamiento exitoso.

Sin embargo la naturaleza nos ha proporcionado también algunas herramientas que te pueden beneficiar en el control de la caída de tu pelo. ¿Quieres saber cuáles son?

Los seres humanos nos caracterizamos por encontrar soluciones para distintos problemas. En este caso, el problema de alopecia tiene variados remedios caseros en la web debido a que queremos encontrar algo que repare el daño de la pérdida de cabello sin necesidad de gastar en tratamientos costosos.

Pero es importante tomar en cuenta que no es lo mismo buscar remedios caseros para la calvicie o alopecia, que para hidratar y hacer crecer el cabello. La diferencia está, en que hacer crecer el cabello es partir del largo que se tiene, en cambio, con la alopecia,  es hacer que nazca cabello nuevo en zonas donde no lo hay.

Hacer crecer el cabello con ingredientes naturales, cuando hay un problema de alopecia, puede ser complicado. Esto se debe a que en la alopecia, muchas veces el folículo que se encarga de hacer crecer nuevo pelo se ha caído; cuando un folículo deja de existir no hay posibilidad de hacer crecer otro.

Por lo tanto, no se puede regenerar un folículo porque no está en su naturaleza hacerlo. Entonces, ¿existen remedios caseros para la alopecia? No.

En la web encontrarás un sinfin de remedios caseros, como el champú de chile, untar sobre el cabello ajo, cebolla, aceite de coco, té verde entre otros y ninguno de ellos tiene la evidencia científica demostrada de su eficiencia, por lo tanto no funcionarán.

Los únicos resultados que tendrás, en este caso para la alopecia no serán satisfactorios, porque simplemente no verás cambios y solo habrás dañado tu cuero cabelludo y el resto de tu cabello.

Por esta razón, es recomendable ir primero con un médico especialista que te ayude a solucionar tu problema; verás que los resultados serán mejor de lo que te esperabas.

¿Cómo evitar, curar y combatir la alopecia?

¿Desesperado por la pérdida de tu cabello?, ¿Qué hacer para detener tanta caída? La alopecia como tal es un problema que no tiene cura, ya que no es una enfermedad, sino una condición que se genera desde una causa de origen. Sin embargo, sí se puede evitar y existen tratamientos que te pueden ayudar a combatirlo en caso de que ya padezcas el problema.

La alopecia es un problema que se desencadena de otro. En muchos casos, el problema es interno, ya que puede ser el resultado de alguna enfermedad que está causando que el cabello se te caiga o que no estás nutriendo adecuadamente a tu organismo.

Lo recomendable para combatir o evitar la caída del cabello es comenzar por cuidarte desde adentro; mantén una alimentación sana, haz ejercicio y toma más agua, ya que todo esto ayuda a que la sangre sea más nutritiva para tu pelo y de esta forma pueda crecer más fuerte.

Por otro lado, curarse de la alopecia solo es posible si te atiendes con un médico especialista, él es el único que podrá darte una solución al problema. Esto es porque la alopecia es la pérdida del folículo y el adelgazamiento del cabello hasta verse solo la piel que recubre el cráneo, es decir, el cuero cabelludo.

Por esta razón, lo mejor que puedes hacer es acudir con el doctor, ya que sus conocimientos harán que te sientas mejor con los resultados que esperas, gracias a su oportuna orientación.

¿Cómo saber si tienes alopecia?

Algunas veces podemos malinterpretar la caída cotidiana de nuestro pelo con el hecho de que nos podemos quedar calvos, pero ¿cómo distinguir entre un evento y otro? para que puedas tener una mejor idea, hay signos y síntomas que te pueden ayudar a conocerlo; sin embargo no te confíes, esto no es un diagnóstico.

Los signos que te pueden ayudar a tener mejor orientación sobre tu caída de pelo son: enrojecimiento y comezón en el cuero cabelludo, debilidad y desprendimiento fácil del cabello en gran cantidad cuando te lo lavas o cepillas.

Como te mencionamos anteriormente, los signos anteriores también se pueden interpretar para otras enfermedades de la piel, por lo que un diagnóstico exacto solo puede proporcionártelo un médico especialista.

La alopecia es un verdadero problema para las personas que la sufren, ya que esto se debe a que el cabello o el folículo se cae y no vuelve a crecer. Dicho problema,  se presenta comúnmente en el 64% de los hombres a partir de los cuarenta años. Asimismo, también ocurre con el 30% de las mujeres a partir de la misma edad.

En promedio las personas pierden entre 100 y 200 cabellos diarios, lo cual es considerado normal.

No obstante, cuando la pérdida de cabello es mayor a lo normal, y con ello se presentan huecos en el cuero cabelludo, el cabello comienza a adelgazar de manera notoria, y se alcanza a ver el cuero cabelludo; además, comienzas a tener pérdida de densidad capilar (volumen) es cuando ya puedes considerar un problema de alopecia.

Además de presentarse un significativo adelgazamiento y caída de cabello, también se identifica con la comezón o enrojecimiento. ¿Te ha comenzado a dar comezón en ciertas áreas del cuero cabelludo o has sentido enrojecimiento en esas zonas? Si es así, esto podría ser otro síntoma de alopecia.

En el caso de las mujeres, un síntoma común es cuando se comienza a dar una debilidad del cabello en la zona superior de la cabeza, y en los hombres, la caída se da en la zona frontal, en las sienes y/o en la región superior de la cabeza.

Factores que la causan

También existen otros factores que aumentan la caída del cabello, por ejemplo: 

  • Estrés: Ya sea emocional o físico, por ejemplo estar pasando por un momento difícil o por someterse a alguna cirugía o padecer enfermedad. 
  • Embarazo y parto: Debido a todas los cambios hormonales que se producen durante esta etapa, es frecuente que se manifieste una caída aguda de cabello. Esto generalmente se resuelve solo después de unos meses.
  • Medicamentos: Como los anticoagulantes, antidepresivos y anticonceptivos, pueden provocar caída de cabello. 
  • Problemas hormonales: Las personas que tienen condiciones que afectan los niveles de hormonas, como el hipotiroidismo, presentan una mayor caída y adelgazamiento del cabello. 
  • Enfermedades: Como la diabetes, el lupus y algunas infecciones poco frecuentes pueden provocar caída de cabello. 

Ya hablando específicamente de la alopecia, ésta se define como una pérdida anormal de cabello o disminución de la densidad capilar.  Además de la cabeza, también afecta otras áreas del cuerpo, como las cejas, las pestañas y el vello corporal. Cuando afecta el cuero cabelludo, también se le conoce como calvicie.

Tipos de calvicie

Existen muchos tipos de alopecia con causas y manifestaciones clínicas muy diferentes. Sin embargo se pueden dividir en dos grandes grupos: 

1. Alopecias no cicatrízales: en ellas el tallo de cabello se pierde, pero el folículo queda relativamente intacto. Por lo tanto es posible recuperar el cabello con algún tratamiento. 

2. Alopecias cicatrízales: son poco frecuentes, en ellas se presenta un daño o malformación, o destrucción de los folículos. Lo anterior puede deberse a una enfermedad propia del folículo o independiente de él. Como el folículo se destruye, el cabello no se recupera. 

Si crees que tienes un problema de alopecia, acude con un médico, ya que algunas alopecias, son no cicatrízales al principio, pero si el proceso sigue avanzando, estás se convierten en cicatrízales. Y por tanto, tu cabello podría perderse definitivamente. 

Caída de cabello o calvicie
Perdemos entre 100 y 200 cabellos diarios

Alopecias no cicatrizales

Ahora vamos a hablar con más detalle de los diferentes tipos de alopecias. Primero comenzaremos con las alopecias no cicatrizales.

Alopecia androgenética

  • Es el tipo más frecuente de alopecia. Hasta la mitad de los hombres sufre de este problema después de los 50 años. Afecta tanto a hombres como a mujeres. Aunque el patrón de pérdida y la frecuencia con que sucede es diferente entre ambos sexos. Ésta perdida de cabello genera mucho estrés en las personas que la padecen y provoca muchas consecuencias a nivel emocional. Se produce por una combinación de factores entre los que se encuentra la genética de la persona, los niveles de hormonas y factores ambientales. En artículos posteriores hablaremos con mucho más detalle de este tipo de alopecia. 
Edad y alopecia
En mayores de 50 años se puede presentar hasta en un 50%

Alopecia areata

  • Este es un tipo frecuente de alopecia. Es una forma inflamatoria de pérdida de cabello que tiene un origen autoimmune. El que una persona presente este tipo de alopecia depende de predisposición genética combinado con algún estrés emocional o ambiental, que desencadena una pérdida de cabello con forma circular.  Está alopecia puede revertirse por completo o seguir evolucionando hasta perder todo el cabello de la cabeza (total) o inclusive de todo el cuerpo (universal). 
Genética y alopecia o calvicie
La predisposición genética y el estrés favorecen la presencia de Alopecia Areata

Alopecia traumática o por tracción

  • Se produce algún traumatismo físico. La más común es la alopecia por tracción, la cual se produce por someter el cabello a una tracción constante. Es común en personas que usan peinados muy apretados o que cepillan su cabello con demasiada fuerza. Dentro de este grupo también se encuentra la tricotilomania. Esta clase de calvicie se produce por el hábito repetido de arrancarse el cabello. Cuando el hábito es muy frecuente, se daña el folículo y el cabello no regresa. 

Alopecia difusa:

  • En este tipo, se produce una pérdida de la densidad del cabello. La característica general de este tipo es que no está localizada en una zona particular del cuero cabelludo. 

Alopecia por síndromes hereditarios:

  • Por ejemplo la atriquia congénita, es decir la ausencia de folículos desde el nacimiento. Por tanto, estas personas no tienen cabello. 
Estrés y alopecia o calvicie
El estrés es un factor relacionado a la alopecia

Alopecia cicatrizal

Ahora hablaremos de las alopecias cicatrizales. Estos tipos de alopecias no son tan frecuentes.

Según su causa, se dividen en diferentes grupos; por ejemplo: 

  • Asociadas a enfermedades hereditarias, como el nevo epidérmico o la enfermedad de Darier.
  • Por enfermedades infecciosas: Principalmente provocadas por hongos. Aunque algunas bacterias, como en el caso de la tuberculosis o la lepra pueden estar involucrados.  
  • Por enfermedades neoplásicas: Algunos tipos específicos de tumores pueden asociarse con alopecia. 
  • Por dermatosis: Está calvicie está provocada por un grupo de enfermedades de la piel, que cuando afectan al cuero cabelludo pueden provocar alopecia cicatrízal. En este grupo se encuentran enfermedades como el liquen plano, la esclerodermia y la sarcoidosis. 

Tratamientos para la alopecia

¿Cómo saber qué tratamiento para la pérdida de cabello es el mejor para mí? Conocer la causa y tipo de calvicie o alopecia que padeces, es uno de los puntos clave para definir el tratamiento que más se ajusta a tus necesidades y lograr que los resultados sean exactamente los que quieres.

La alopecia es un problema en donde el folículo ya no está nutriéndose lo suficiente para crecer. La alopecia, cuando aún se puede tratar mediante productos, pueden conseguirse buenos resultados. ¿Te atreverías a probarlos?

Ketoconazol

Es uno de los productos más solicitados y es un shampoo que comúnmente se utiliza para tratar la caspa, pero también lo utilizan como tratamiento para una mayor efectividad en contra de la calvicie.

Minoxidil

Es una loción capilar que ayuda a que aumente el flujo de sangre y, por lo tanto, los folículos puedan recibir más oxígeno y nutrientes.  De esta manera el folículo se nutrirá y podrá crecer de manera significativa. Para un resultado satisfactorio, el uso de esta loción debe ser diario, por lo menos, dos veces al día. Uno en el día y otro en la noche, por ejemplo.

Finasterida o Finasteride

Interviene en el proceso de calvicie. Hace que aumente el crecimiento del cabello y previene su caída. La administración es por vía oral y específicamente este tratamiento solo pueden tomarlo los hombres.

Dutasterida o Dutasteride.

Es un tratamiento para la alopecia en donde se acelera el tratamiento capilar.

Mesoterapia Capilar

Este tratamiento puede mejorar la calidad de vida del cabello. Consiste en aplicar mediante pequeñas inyecciones, extractos naturales de plantas, vitaminas y medicamentos en el cuero cabelludo. Se utiliza para evitar los primeros síntomas de calvicie en ambos sexos.

Plasma Rico en Plaquetas (PRP)

Consta de la aplicación de inyecciones preparadas con sangre centrifugada de tu propio cuerpo en el cuero cabelludo, y que al usarse penetra por el interior del folículo, el cual después crecerá con más fuerza porque circulará mucha sangre en el folículo.

LLLT ( Low Level Light Therapy)

Funciona como láser para el cabello. Este procedimiento estimula su crecimiento y es un método no invasivo o doloroso y tampoco tiene efectos secundarios. Puede utilizarse en mujeres y hombres que tengan alopecia androgenética, difusa o areata. Esto ayuda a oxigenar y regenerar el cabello en sus mismos folículos, ya que la luz láser que entra es de baja intensidad, por lo que termina penetrando en el cuero cabelludo y así ayuda a que las células absorban más nutrientes de los que tiene.

En otras palabras, es importante destacar que los tratamientos que anteriormente mencionamos, solamente funcionan en personas que están iniciando con el problema de la calvicie. De lo contrario, no puede hacerse mucho en personas que tienen una calvicie más avanzada, debido a que el folículo ya está perdido y por lo tanto, no hay dónde aplicar el tratamiento.

Video de Alopecia

Video de Alopecia

Mas información

  1. Harvard Health: https://www.health.harvard.edu

¿Qué opinan nuestros pacientes de nosotros?

Dr. Enrique Orozco
Dr. Enrique Orozcohttps://dreoclinic.com/
Director General, Especialista en Tricología y Trasplante Capilar Certifcado por el ABHRS. Único Certificado por ABHRS con residencia en México.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BLOG

Recibe nuestas últimas noticias, ofertas y anuncios especiales.

36,497FansMe gusta
32,928SeguidoresSeguir
4,356SeguidoresSeguir
6,340suscriptoresSuscribirte
Dr. Enrique Orozco
Director General, Especialista en Tricología y Trasplante Capilar Certifcado por el ABHRS. Único Certificado por ABHRS con residencia en México.

CATEGORIAS

ETIQUETAS

MÁS LEIDOS

Injerto Capilar Gorra

Injerto Capilar Gorra ¿Se Puede usar después?

0
Injerto Capilar - Gorra. Si has investigado un poco acerca de la alopecia o calvicie, seguramente has tenido la duda de ¿Se...